"Si quieres dejar de hacer lo que haces, deja de ser lo que no eres."

Alejandro Jodorowsky

“JUNTOS SOMOS MÁS”

       Hace unos días vi este eslogan en las oficinas de un cliente, y no pude resistir pedir permiso y fotografiarlo. Comprenderéis que por motivos de confidencialidad no puedo citar el nombre. Todo el mundo conoce esta máxima. Cuando un equipo, una organización, funcionan bien: 1+1>2. Tenemos muchos ejemplos que lo demuestran, tanto deportivos como empresariales, y estoy seguro que todos lo hemos experimentado en algún momento de nuestra vida. Pero quiero aprovechar esta bonita composición para introducir otro concepto que tiene que ver con los principios sistémicos: EL DERECHO DE PERTENENCIA. Este principio viene a decir que en una organización sana, todos sus miembros actuales y aquellos que contribuyeron significativamente en el crecimiento y supervivencia de ésta, tienen el mismo derecho a un lugar en el sistema. En una organización sana, todos sus miembros presentes con independencia de su posición jerárquica, y aquellos pasados que contribuyeron significativamente (fundadores, personas con una larga dedicación, empleados que contribuyeron muy positivamente en momentos difíciles o de expansión, etc.), son y se sienten reconocidos. Y este principio no sólo atañe a personas, se amplía a valores importantes, a productos emblemáticos, etc. Como dice Guillermo Echegaray en su libro: “Una organización sana se dirige hacia el futuro, pero tiene presente en su memoria a sus fundadores, a sus valores y a todos los esfuerzos de tanta gente que ha hecho posible que la organización esté hoy donde está. Ese reconocimiento del pasado es para la organización una fuerza que apoya el desarrollo futuro de la misma.”

       Un ejemplo muy típico lo podemos ver en los gimnasios de artes marciales, donde en cada tatami aparecen las fotos de los fundadores, y de aquellos maestros que han contribuido a su desarrollo, y que gracias a ellos hoy podemos disfrutar de sus enseñanzas. Al entrar y al salir de éste, todo el mundo debe hacer una reverencia de reconocimiento a éstos. Y dentro del tatami, el respeto por cada uno de los compañeros, independientemente de su “grado”, es un imperativo que además se siente.

      O en los pasados mundiales de balonmano de 2013 celebrados en España, donde Valero Rivera pidió a jugadores como Raúl Entrerríos, Joseja Hombrados y Ugalde, jugadores que no participaron por lesiones pero que habían contribuido enormemente en el equipo, que estuviesen en el momento de la entrega de las medallas y de las celebraciones.

¡Como veis, este eslogan no sólo se refiere al presente. Si lo extendemos al pasado aún cobra más sentido, y aún genera más fuerza para la empresa!

Antonio Ruiz Domingo

¿Qué te ha traído hasta aquí?
¿Quieres saber algo más sobre mí o
sobre mi trabajo?
¿Necesitas asesoramiento o ayuda para afrontar algún problema o desafío en tu organización?, ¿o en tu vida?

Sea cuál sea tu inquietud espero poder ayudarte, y si no es así y te queda alguna duda te invito a que no la guardes y contactes conmigo directamente. Estaré encantado de poder aportar mi granito de arena en tu búsqueda.
Un cordial saludo

CATEGORÍAS

wingwave
talento
pnl
personas
pensamiento sistémico
liderazgo
innovación
gestión de conflictos
estrés
empresa familiar
emprender
desarrollo organizacional
cultura
creatividad
constelaciones organizacionales
constelaciones familiares
coaching sistémico
coaching
cambio
citas